viernes, 30 de noviembre de 2018

Gobierno de Aragón y Observatorio del Paisaje Campo de Borja colaborarán en estrategias conjuntas

El consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda del Gobierno de Aragón, José Luis Soro, y el presidente del Observatorio del Paisaje del Campo de Borja, Juan Manuel Moreno, han firmado este jueves un convenio de colaboración para intercambiar información, colaborar y diseñar estrategias conjuntas en lo relativo al impulso del paisaje como recurso económico y turístico.



Soro ha explicado en este acto que hay plena coincidencia entre ambas entidades en lo que se refiere al paisaje y ha remarcado que en el Campo de Borja habéis sido pioneros en entender su importancia en toda su extensión .

Según ha detallado, este puede cohesionar a las gentes, crear identidad y sentimiento de pertenencia y generar retos colectivos , además de contribuir a impulsar el crecimiento económico y social, a través de su conocimiento, defensa y utilización sostenible y responsable de los recursos que brinda .

Soro ha dicho que con la firma de este convenio desde el Gobierno de Aragón reconocemos esa sensibilidad de los ayuntamientos que conforman el Observatorio para hacer de su entorno un elemento de crecimiento y de convivencia y esa conciencia del paisaje, de su cuidado y de su disfrute .

CONVENIO

El convenio contempla, como compromisos del Gobierno de Aragón, los de facilitar al Observatorio del Paisaje del Campo de Borja información paisajística y compartir datos y conocimientos en esta materia; asesorar en materias de paisaje, tanto al Observatorio, como a los ayuntamientos que forman parte del mismo, y a colaborar en ideas para la señalética relacionada con los mapas de paisaje.

Por su parte, el Observatorio, además de proporcionar información en materia de paisaje, elaborará trabajos que determinen la evolución paisajística del territorio con las interferencias de la acción humana y económica.

Asimismo, procurará la integración del paisaje urbano y periurbano en el planeamiento urbanístico, trabajando con los ayuntamientos adheridos al Observatorio, y fomentará la sensibilización, formación y educación en materia de paisaje.

El consejero ha señalado que esta colaboración, que ya lleva meses en la práctica, va a ser útil para los paisajes, así como para la ciudadanía y para las generaciones futuras, para apuntar que Aragón es la mezcla El consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda del Gobierno de Aragón, José Luis Soro, y el presidente del Observatorio del Paisaje del Campo de Borja, Juan Manuel Moreno, han firmado este jueves un convenio de colaboración para intercambiar información, colaborar y diseñar estrategias conjuntas en lo relativo al impulso del paisaje como recurso económico y turístico.

Soro ha explicado en este acto que hay plena coincidencia entre ambas entidades en lo que se refiere al paisaje y ha remarcado que en el Campo de Borja habéis sido pioneros en entender su importancia en toda su extensión .

Según ha detallado, este puede cohesionar a las gentes, crear identidad y sentimiento de pertenencia y generar retos colectivos , además de contribuir a impulsar el crecimiento económico y social, a través de su conocimiento, defensa y utilización sostenible y responsable de los recursos que brinda .

Soro ha dicho que con la firma de este convenio desde el Gobierno de Aragón reconocemos esa sensibilidad de los ayuntamientos que conforman el Observatorio para hacer de su entorno un elemento de crecimiento y de convivencia y esa conciencia del paisaje, de su cuidado y de su disfrute .

MAPAS DE PAISAJE

El consejero ha recordado que el Gobierno de Aragón lleva diez años trabajando en los mapas del paisaje de las comarcas, que se culminarán en diciembre, con el último, el que se refiere al área metropolitana de Zaragoza.

De esta forma, todas las comarcas dispondrán de este documento básico para la toma de decisiones sobre el desarrollo territorial . Ha añadido que los mapas son instrumentos que contienen toda la información necesaria para facilitar la gestión eficiente de un recurso territorial tan importante como es el paisaje .

Estos mapas se han elaborado desde la dirección general de Ordenación del Territorio y el Instituto Geográfico de Aragón y en ellos se identifican, clasifican, valoran y cartografían los diferentes paisajes existentes en Aragón.

OBSERVATORIO

El presidente del Observatorio del Paisaje del Campo de Borja, Juan Manuel Moreno, ha indicado que esta entidad comenzó a trabajar en 2017 con la educación ambiental en colegios y ahora va a impulsar el proyecto Bandera Verde, iniciativa original de la Ruta de la Garnacha-Campo de Borja.

Va a consistir en recorrer los 160 kilómetro que suman todos los municipios que se integran en esta entidad y comprobar si cumplen los compromisos adquiridos en su adhesión al Observatorio, que hacen referencia a elementos paisajísticos, como la conservación de caminos, así como aspectos urbanísticos y estéticos para mantener una homogeneidad en la arquitectura de cada pueblo.

Según ha dicho Moreno, la bandera verde funcionará como distintivo de calidad y el Observatorio será quien supervise que se cumplen todos los parámetros.

Por otra parte, ha informado de que el Observatorio tiene como objetivo no depender de ninguna entidad, sino que los socios son los que realizan y financian las diferentes actuaciones, que gestiona el Observatorio, y que han de estar vinculadas al paisaje y a la mejora cultural, social y económica de los municipios integrantes.

Moreno ha comentado que la Ruta de la Garnacha ha sido la entidad impulsora de este proyecto, que ha recogido las cerca de 200 propuestas que han surgido de un proceso de participación ciudadana que también inició la Ruta, a quien tomó el relevo el Observatorio.

lunes, 12 de noviembre de 2018

La bandera verde reconocerá al municipio más responsable y sostenible en el paisaje de interés turístico de La Ruta de la Garnacha

La Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha presentó ayer domingo, coincidiendo con el Día Europeo del Enoturismo, un proyecto que estimulará al territorio en la conservación y mantenimiento de su entorno y paisaje cultural: la bandera verde. Un distintivo que reconocerá y premiará a los municipios más comprometidos por su paisaje y que, a su vez y en mayor grado, contribuyan a la ejecución del Plan de Gestión del Paisaje Ruta de la Garnacha 2017-2027, declarado Espacio de Interés Turístico de Aragón. Será cada 30 de junio, conmemorando el Día del Paisaje del Campo de Borja, Vera de Moncayo y El Buste, cuando se conozca el nombre del municipio distinguido.

El territorio “Ruta de la Garnacha” acogerá la bandera verde

Al igual que la bandera azul en las playas de nuestro litoral, la bandera verde, como enseña, desarrollará su cometido en el destino turístico de interior de la Comarca Campo de Borja, Vera de Moncayo y El Buste. La Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha presentó su iniciativa ayer día 11 de noviembre, conmemorando a su vez el Día Europeo del Enoturismo en el Hotel Ciudad de Borja, ubicado en Borja. Al acto fueron invitados representantes políticos al frente de cada uno de los municipios que participan del Espacio de Interés Turístico de Aragón, miembros del Observatorio del Paisaje Campo de Borja, técnicos de turismo, bodegas de la D.O. Campo de Borja y empresas colaboradoras de turismo activo de La Ruta de la Garnacha.

La bandera verde es una distinción dirigida a aquellos municipios que cumplan con un número determinado de requisitos básicos, que año tras año se exigirá con un mayor número de cumplimientos, y que hayan participado de forma activa a contribuir en el plan del paisaje mediante actuaciones concretas y contempladas en sus líneas estratégicas. En definitiva será el reconocimiento al esfuerzo y a la sensibilización hacia un recurso que actualmente es, y pretende continuar siendo, elemento diferenciador del resto de territorios autonómicos y nacionales que participan de una industria tan competitiva como es la turística.

Aquellos municipios que consigan la bandera verde dispondrán de una diferencia competitiva en relación con los que no hayan sido premiados; al utilizarla podrán elevar la calidad de su/s producto turístico puesto que ostentará el reconocimiento al municipio turístico más responsable y sostenible de nuestro destino.

Bien es cierto que es un trabajo de años pero aquellos municipios que consigan la distinción de forma continuada en el tiempo querrá decir también que su municipio estará cada vez más cerca de ser uno de los pueblos con más encanto de la comarca ¿Hay mejor argumento de venta de un municipio que presumir de ello? Ahora la respuesta la tienen los municipios en sus propias manos y la bandera verde será un elemento comunicador de ello.

Cómo acceder a la bandera verde

Entre algunos de los requisitos, el más elemental será ser parte del territorio declarado Espacio de Interés Turístico de Aragón (Campo de Borja más Vera de Moncayo y El Buste) y haber aprobado la Declaración del Paisaje.

Por otro lado, todas las entidades locales estarán sometidas a un cuestionario de forma anual, estrechamente ligado con la excelencia turística que todos los destinos turísticos ansían. Con el tiempo, y a medida que se avance en el plan de gestión del paisaje, este cuestionario tendrá que reconvertirse en una auditoría del paisaje.
Elementos como la limpieza, la higiene, la seguridad, la calidad del entorno y del medio ambiente, la información y educación medio ambiental, la señalización turística, la estética del municipio, la promoción, la imagen, etc., serán parte de la evaluación que deberán pasar. Son elementos, sin duda, que atraen y fidelizan a los visitantes.

Aunque todavía en proceso de cerrar y perfilar algunos detalles junto con el Observatorio del Paisaje, el acceso a la bandera verde vendrá dado por una puntuación global compuesta por el cuestionario que evaluará al municipio así como las acciones emprendidas y/o ejecutadas contempladas en el Plan de Gestión del Paisaje Ruta de la Garnacha Espacio de Interés Turístico de Aragón 2017-2027, a la gestión eficaz, sostenible y respetuosa del entorno y su paisaje cultural (Declaración del Paisaje).

Una ruta de mushing presentará la bandera verde

Desde la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha se ejecutará una campaña de comunicación dentro y fuera del territorio. La acción estrella será sin duda la que se realice en el propio destino en la semana anterior a las Navidades y correrá a cargo de la empresa de “Aventuras Bajo Cero” y que en 2016 obtuvo el reconocimiento a su actividad “Mushing entre viñedos de La Ruta de Garnacha” como una de las mejores experiencias turísticas en Aragón.

A lo largo de una ruta de casi 160 kms, los perros de tiro de trineo serán los protagonistas ya que, de la mano de Jaime y Susana, propietarios de la empresa, llevarán el mensaje de la bandera verde a todos y cada uno de los municipios que participan del Plan de Gestión del Paisaje Ruta de la Garnacha, un total de 20. Del mismo modo, y aquellos municipios que dispongan de un CRA (Colegio Rural Agrupado) y por los que pase la ruta de mushing , los escolares tendrán ocasión de ver los perros, acariciarles y hacer las preguntas que deseen a sus “mushers” (para la coordinación de las solicitudes estos centros deben ponerse en contacto directamente con sus ayuntamientos). Esta iniciativa también recoge un mensaje de sensibilización hacia los más jóvenes de cara al cuidado de nuestro entorno y paisaje.

Hasta la fecha ningún territorio de Aragón promueve este tipo de distintivos con proyectos paisajísticos tan ambiciosos como el que la industria turística está protagonizando, en este caso a los pies del Moncayo y promovido por La Ruta de la Garnacha, miembro del Club de Producto Turístico Rutas del Vino de España y la marca Enoturismo de Aragón.

lunes, 15 de octubre de 2018

Un manual normalizará la señalética turística del paisaje cultural de La Ruta de la Garnacha

El desarrollo turístico del territorio exige una homogeneización de la señalética turística.

El paisaje cultural de La Ruta de la Garnacha mejorará su imagen con una señalización para todos los municipios por igual y en común.


Borja, 11 de octubre de 2018- El Observatorio del Paisaje Campo de Borja y la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha han dado inicio a una de las acciones que recoge el Plan de Gestión del Paisaje Ruta de la Garnacha Espacio de Interés Turístico de Aragón (EITA) 2017-2027: la homogeneización de la señalética del territorio así como la eliminación de aquellas señales en mal estado, anticuada y en desuso.

En pleno inventario de la señalización ubicada en los 20 municipios que comprende el paisaje declarado Espacio de Interés Turístico de Aragón (EITA), el Observatorio y La Ruta publican el “Manual de Señalización Turística Paisaje EITA “, un documento que da a conocer al conjunto de los municipios sus obligaciones, o recomendaciones, a la hora de renovar o colocar cualquier tipo de señalización vinculada a recursos o rutas turísticas.

El presente manual es un documento vivo ya que permite que aquella señalización que no esté regulada, y que en un momento dado pudiera ser necesaria y afectara al conjunto del destino turístico, pueda contar con un diseño propio tras su aprobación en el Observatorio del Paisaje Campo de Borja.


Unificación de la señalización turística

El Plan de Gestión del Paisaje Ruta de la Garnacha Espacio de Interés Turístico de Aragón 2017-2027, promovido tras un proceso de participación ciudadana celebrado en 2027, contempla la “elaboración de un manual de identidad/estilo del paisaje donde se establezcan las mismas directrices para todos a la hora de llevar a cabo la comunicación y la señalización, centralizado y revisado por el Observatorio del Paisaje Campo de Borja”.

Confeccionado el manual éste incluye la señalización “dinámica”, destinada a aquella señalética turística ubicada en zonas donde existe tráfico rodado: carreteras, calles urbanas, etc; la señalización “estática”, destinada a aquella que no afecta al tráfico rodado (rutas, elementos singulares, etc., en el entorno natural); la señalización de la Ruta de la Garnacha y por último la que afecta al Camino de Santiago, en el caso del Campo de Borja el camino castellano aragonés y el del Ebro. En un futuro próximo se incluirá la propia de la Red de Senderos Turísticos de Aragón, también de obligado cumplimiento.


Obligatoriedad en su aplicación

El presente manual es de obligado cumplimiento en los 18 municipios que abarca la Comarca Campo de Borja más Vera de Moncayo y El Buste (conformando todos ellos la distinción Espacio de Interés Turístico de Aragón por su paisaje cultural y que gestiona como destino turístico la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha).

El manual está compuesto de una introducción, seguido de un documento que recoge la “señalización dinámica”, ésta de obligado cumplimiento por ser la misma que desde el Gobierno de Aragón, y desde el pasado 2 de mayo de 2018 y mediante una Orden procedente del Departamento de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, aprobaron para el conjunto de Aragón; otro de “señalización estática”, siendo no obligatorio de cumplimiento pero sí aconsejable seguir las pautas que se indican en el mismo y que provienen como recomendaciones del Gobierno de Aragón; un tercero vinculado al Camino Jacobeo, también de obligado cumplimiento por Real Decreto y un último que tiene que ver con la señalización propia de la Ruta de la Garnacha, club de producto turístico Ruta del Vino de España.

En la introducción del manual se indica que el promotor que quiera ejecutar un proyecto de señalización en el paisaje declarado Espacio de Interés Turístico de Aragón (quedando excluido el entorno urbano), deberá informar previamente al Observatorio del Paisaje Campo de Borja y, entre otros requisitos, reflejar en el mismo un compromiso  explícito en el mantenimiento y conservación de la misma a lo largo del tiempo. Actualmente la falta de estos compromisos supone un coste, tanto económico como estético, que el territorio ni puede ni debe asumir.


Por la sostenibilidad de la industria turística

Actualmente el desarrollo y gestión del destino del Campo de Borja, vía Ruta de la Garnacha, se está traduciendo en un aumento de visitantes y una especial sensibilización hacia el entorno y el medio que, en buena parte, da vida y esperanza para las futuras generaciones en el Campo de Borja. El turismo en esta comarca es una de las industrias incipientes que más fuerte pisa sobre este terreno, buscando ser más competitiva, ofrecer mayor calidad de vida a la población autóctona y garantizar un producto turístico de calidad a todo aquel que desee descubrir este rincón de Aragón, al pie del Moncayo y surcado por las aguas del Huecha.

La Ruta de la Garnacha, y con el apoyo de la marca Enoturismo de Aragón, recibe más de 50.000 visitantes al año y su trabajo por el cuidado del entorno y paisaje cultural le ha supuesto el reconocimiento como el “Destino Enoturístico más Sostenible y Responsable “de España.



Más información:

Observatorio del Paisaje Campo de Borja
comunicación@observatoriopaisaje.org

Tel. 662 614 505

viernes, 14 de septiembre de 2018

La Ruta de la Garnacha presenta el plan de trabajo con el que busca la recuperación turística de las bodegas en cerro

La Asociación para la Promoción Turística de La Ruta de la Garnacha, entidad que vela por la gestión del destino turístico de la Comarca Campo de Borja y del producto vinculado al turismo de vino, convocó a lo largo del pasado mes de junio dos mesas de trabajo destinadas a la recuperación, y uso turístico, de un conjunto arquitectónico popular que, en buena parte, define el paisaje cultural del territorio: las bodegas en cerro. Los resultados de ambas mesas se han trasladado en un plan de trabajo de forma que población y actores vinculados al desarrollo del territorio trabajen de la mano y ordenadamente durante los 2 próximos años. 

El Plan de Gestión del Paisaje de la Ruta de la Garnacha Espacio de Interés Turístico de Aragón 2017-2027 contempla la recuperación del patrimonio histórico artístico entre sus líneas de trabajo y objetivos. La aprobación de la Declaración del Paisaje, en julio de 2017, por cada uno de los ayuntamientos del Campo de Borja, Vera de Moncayo y El Buste, compromete al conjunto del territorio a velar por el buen desarrollo y gestión de su paisaje.

Para la ejecución del  “Plan de trabajo de las bodegas en cerro” la Ruta de la Garnacha ha solicitado la Mesa Técnica del Paisaje del Observatorio del Paisaje Campo de Borja (OPCB) ya que, además de ser un miembro, se considera como el único escenario viable y objetivo donde poder desarrollar proyectos donde la ciudadanía, independientemente de a quién represente, puede participar. Por otro lado, el OPCB también jugará un papel fundamental en el asesoramiento y ejecución de buena parte de las acciones previstas.


Líneas de trabajo y estrategias 

El Plan recoge tres líneas estratégicas, y sobre las que se desarrollan un programa de acciones con su correspondiente cronograma: sensibilización en el propio territorio; conservación y mantenimiento mediante procedimientos de la administración e imagen y comunicación.

Bajo estas tres líneas se recogen los siguientes operativos:

1- Implicar a la ciudadanía en el proyecto mediante mesas de trabajo y acciones de sensibilización en los municipios que participen en el proyecto. Su objetivo es que se recupere el valor emocional, cultural e histórico de un legado tan “identificativo” del territorio como son las bodegas en cerro.

2- Búsqueda de un consenso común entre las administraciones locales de forma a garantizar la conservación y protección de las bodegas en cerro. Su objetivo es lograr adecuar las políticas de desarrollo municipal y territorial, mediante ordenanzas  municipales u otras fórmulas administrativas, que velen por el cuidado y respeto del conjunto arquitectónico.

3- Elaborar un documento de “buenas prácticas” por el que se puedan guiar tanto las entidades locales como los ciudadanos a la hora del mantenimiento y conservación de dicho patrimonio. Su objetivo es disponer de un asesoramiento adecuado en el momento de recuperar, restaurar o mantener una bodega en cerro. Se trata de evitar abusos indiscriminados sobre el patrimonio de las bodegas a la hora de intervenir en ellas, especialmente con materiales nada adecuados o totalmente ajenos a la arquitectura de las mismas. La limpieza, la adecuación de recorridos turísticos en ellos, etc., serán otras de las cuestiones que el manual abordará.

4-   Comunicación de los avances del plan de trabajo, tanto de forma interna entre los socios como medios de comunicación locales, comarcales y autonómicos. Su objetivo es mantener siempre informado a la población, actores estratégicos en el desarrollo del territorio y comunidad aragonesa en general, de cuánto se hace, del tiempo y recursos que se invierten así como de las desviaciones posibles que pueda sufrir el plan.


Ocho municipios al frente

Ainzón, Albeta, Ambel, Borja, Bureta, Fuendejalón, El Buste  y Tabuenca, son los municipios que participaron en las mesas de trabajo abiertas al territorio, convocadas el pasado mes de junio, y que mostraron su apoye e interés en dar continuidad al proyecto por el compromiso y concienciación hacia el conjunto de sus bodegas en cerro. Estos municipios recibirán el Plan a lo largo del mes de septiembre para su conocimiento y revisión.  Será en octubre cuando se convoquen  a los municipios para abordar, y entre otras cuestiones ya expuestas en dicha hoja de ruta, las sugerencias, dudas, etc., que tuvieran del Plan.

La propuesta sigue abierta a todos aquellos municipios integrados en la distinción Espacio de Interés Turístico de Aragón (Campo de Borja, Vera de Moncayo y El Buste), por su paisaje cultural, y que quieran sumarse a la iniciativa, basta con que lo comuniquen a la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha.


Más información
Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha
Contacto: Roberto Regueiro
Tel. 662 614 505

sábado, 1 de septiembre de 2018

El turismo y la actividad cinegética se darán cita en una mesa de trabajo a finales de verano



Desde el pasado año 2014 la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha está trabajando el paisaje como uno de los principales recursos y motores del desarrollo turístico del destino del Campo de Borja, siendo el enoturismo su producto lanzadera. La importancia de la actividad cinegética en el territorio junto con el notable número de practicantes que acoge esta disciplina deportiva hace de este colectivo una entidad con peso en el mantenimiento y conservación de un recurso estratégico y compartido entre dos sectores económicos.


Tras la firma y aprobación de la Declaración del Paisaje por cada uno de los ayuntamientos de la Comarca  Campo de Borja, Vera de Moncayo y El Buste (municipios que conforman la distinción de Espacio de Interés Turístico de Aragón) donde se comprometen a colaborar y trabajar por el buen desarrollo  del Plan de Gestión del Paisaje de la Ruta de la Garnacha Espacio de Interés Turístico de Aragón 2017-2027, el turismo busca estrategias con aquellos colectivos donde su principal lugar de actuación sea el paisaje y de este modo proceder al trabajo conjunto para su conservación.

El paisaje, un nexo de unión 
La Organización Mundial del Turismo, incluye la actividad cinegética dentro de la familia de productos vinculados al turismo deportivo y de naturaleza. La caza en ocasiones se encuentra socialmente cuestionada y genera un intenso debate social. Sin embargo es una actividad muy extendida en el planeta, generando ingresos económicos y creación de empleo en los territorios; además de ayudar al mantenimiento sostenible del medio, y a la conservación de especies. Además más concretamente a nivel nacional, fija población al medio rural, reduce la siniestralidad agrícola y minora los accidentes provocados por especies cinegéticas.

La Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha, el colectivo de cazadores comarcal, y el asesor técnico veterinario de la Real Federación Española de Caza, D. Nicolás Urbani se reunirán el próximo día 28 de septiembre en el Observatorio del Paisaje Campo de Borja, lugar donde y por mediación de su Mesa Técnica del Paisaje, se buscan consensos, acuerdos, colaboraciones… que vayan en el correcto camino de cumplimiento del Plan del Paisaje, elaborado por la población tras un proceso de participación en 2017.

Acciones a trabajar
El desarrollo turístico del territorio y el hecho de compartir un recurso común, como es el paisaje, con los cazadores ha motivado, por primera vez en la comarca, un encuentro profesional de ambas actividades buscando el asentamiento de consensos que faciliten el desarrollo y práctica de éstas, así como garantizar la sostenibilidad del medio en el que actúan.
Aunque ésta es la primera de otras posibles mesas que podrán venir, de momento se expondrán algunas acciones a desarrollar que implican la colaboración voluntaria de los cazadores. Éstas serían:

Actuar como observadores del territorio 
Teniendo en cuenta que buena parte del año recorren y actúan en el paisaje distinguido como Espacio de Interés Turístico de Aragón, se solicitará su colaboración a la hora de detectar y posicionar posibles incidencias en el paisaje (acumulación de residuos, estado de los senderos, detección de malas prácticas en el paisaje,  informar sobre la presencia de especies invasoras, y alertar problemas sanitarios en la fauna silvestre, etc.)

Retirada de residuos menores
Se solicitará la colaboración a la hora de retirar residuos de poca importancia y que puedan detectar a lo largo de su jornada de actividad cinegética. Además de concienciar sobre la correcta gestión de los residuos generados por la propia actividad cinegética (vainas, etc…). Con ello se trata de no desplazar medios de propio, con el coste que implica, para retirar basuras del entorno de poca importancia y volumen fácilmente transportables en los vehículos que habitualmente disponen adaptados las pistas (4x4).

Eliminación de la señalización antigua y obsoleta
Dentro de la nueva actuación de la Ruta de la Garnacha, junto con el Observatorio del Paisaje Campo de Borja y la Asociación Rural Sierra del Moncayo, en la que se revisará la señalización del territorio instando a sus promotores a restaurarla o retirarla en caso de estar en mal estado o bien haya acabado su vida útil, se solicitará a al colectivo de cazadores su colaboración al mismo efecto y con su propia señalización.

Búsqueda de estrategias comunes donde las actividad turística pueda adaptarse a la actividad cinegética
En ocasiones, el utilizar un mismo medio para llevar a cabo la actividad turística  y la cinegética podría suponer un riesgo para la seguridad física de las personas. Por ello se ofrecerá el estudiar estrategias que permitan conocer con suficiente antelación actividades venatorias como batidas de caza mayor, etc., y evitar que  los usuarios que practiquen otras actividades en la naturaleza entorpezcan la jornada de caza minimizando los riesgos de accidente. Estas soluciones ya se están desarrollando en otros territorios cuya actividad turística es notable y facilitar la convivencia de dos sectores de peso. Buena parte de estas soluciones pasan por las mesas de trabajo entre sectores, las nuevas tecnologías, apps, etc., que vuelcan la información en tiempo real.

Si practicas la caza y deseas participar en el encuentro con tus propuestas y sugerencias puedes inscribirte en gerencia@larutadelagarnacha..es o comunicacion@observatoriopaisaje.org

viernes, 17 de agosto de 2018

La señalización ubicada en el paisaje de La Ruta de la Garnacha declarado Espacio de Interés Turístico de Aragón se somete a una profunda revisión

El Observatorio del Paisaje Campo de Borja, la Asociación Rural Sierra del Moncayo y la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha liderarán esta acción que pretende mejorar uno de sus recursos estrella: el paisaje 

Un exhaustivo inventario del estado de la señalización, sea o no turística, será entregado a las administraciones competentes, buscando su reposición o bien su definitiva eliminación.


En la actualidad el territorio acoge diferentes tipologías de señales constatándose, en muchos casos, su deterioro  y obsolescencia afectando negativamente a la imagen del destino turístico.

Borja, 16 de agosto de 2018 – El Observatorio del Paisaje Campo de Borja del que forman parte como socios, y entre otros, La Asociación Rural Sierra del Moncayo y la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha se han comprometido a iniciar una de las acciones que recoge el Plan de Gestión del Paisaje Ruta de la Garnacha Espacio de Interés Turístico de Aragón (EITA) 2017-2027: la homogeneización de la señalética del territorio así como la eliminación de aquellas señales en mal estado, anticuada y en desuso.
Esta acción busca la mejora de la calidad turística, entendiendo que el paisaje y su perfecto estado contribuye a ello.

Actualmente son muchos los municipios que albergan algún tipo de señalización que ya no tiene efecto alguno y que sin embargo se ha quedado ahí, en el mismo paisaje, sin que nadie se preocupe de su retirada. Por otro lado son también varios los municipios que por actos vandálicos, falta de  mantenimiento, etc., trasladan  una  negativa  imagen del destino lo que, a simple vista y desde el punto de vista del visitante, transmite una sensación de “dejadez” que no ayuda a la mejora del destino y su calidad. Entendemos por calidad turística al conjunto de acciones que velan por atender las expectativas y necesidades del visitante dando respuesta a las mismas.

Una señalización en mal estado (o en desuso) no responde a las necesidades del visitante, puesto que no aporta la información correcta y necesaria, además de afectar de forma negativa al paisaje. En buena parte, especialmente la que está en desuso, se ha de considerar como un residuo y como tal debería retirarse.

Un inventario pondrá sobre la mesa el estado actual de las señales en el destino

Estas tres entidades elaborarán un inventario de aquella señalización, sea cual sea su tipología, que necesite de una intervención inmediata recogiéndose desde su propiedad hasta su estado, ubicación, función, etc. Tras el inventario se redactará un informe dirigido a sus respectivos propietarios en el que se les indicará el compromiso del territorio por la gestión, conservación y protección del paisaje, plasmada en la Declaración del Paisaje pactada y ratificada en sesión comarcal y  de pleno por los 20 municipios EITA en 2017, y sus objetivos. Ello conllevará una petición explícita y concreta por parte  del Observatorio del Paisaje Campo de Borja: la eliminación de la señalización, si está en desuso, o bien su restitución en caso de ser de interés.

Al igual que los senderos que recorren el paisaje de interés turístico de La Ruta de la Garnacha (18 municipios de la Comarca Campo de Borja más Vera de Moncayo y El Buste) tienen unos promotores y están obligados a su mantenimiento, lo mismo debe suceder con la señalización.

Para ello el OPCB se reunirá, y entre otros, con la Dirección General de Ordenación del Territorio buscando su colaboración a la hora de contactar con aquellas administraciones públicas promotoras de ciertas señales, trasladando los objetivos de estas acción y, por lo tanto, su responsabilidad y cooperación en la puesta a punto de la señalización ubicada en el destino.

El compromiso del territorio por su paisaje cultural

En el marco del Año Internacional del Turismo Sostenible para el Desarrollo declarado por la Asamblea General de las Naciones Unidas (2017), la Comarca Campo de Borja celebró un proceso participación ciudadana en el territorio y cuyo debate principal fue la puesta en valor, conservación y mantenimiento del paisaje cultural distinguido como “Espacio de Interés Turístico de Aragón”.

El proceso de participación impulsó una hoja de ruta conocida como Plan de Gestión del Paisaje Ruta de la Garnacha EITA y cuya duración contempla 10 años, hasta el 2027, con un total de 170 acciones.

El Plan se estructura en tres ejes estratégicos:

1º Sensibilización y comunicación, cuyo objetivo es contribuir activamente a la conservación del paisaje (natural y cultural), contribuyendo de este modo a una mejora de la calidad de vida de la población local y de la calidad turística del destino.

2º Conservación y protección, cuyo objetivo es implicar a los organismos político-administrativo en lograr una regulación que vele por la ordenación, gestión, mantenimiento y conservación del paisaje cultural por igual en el conjunto de los municipios EITA.

3º Imagen y promoción, cuyo objetivo es lograr una imagen del destino común a las 20 municipios EITA, logrando posicionar el territorio a un segmento de público determinado: respetuoso con el patrimonio cultural y paisajístico; amante de la naturaleza y del deporte; y de los productos locales (gastronomía y cultura del vino).

Por la sostenibilidad de la industria turística

Actualmente, el desarrollo y gestión del destino del Campo de Borja, vía Ruta de la Garnacha,  se está traduciendo en un aumento de visitantes y una especial sensibilización hacia el entorno y el medio  que, en buena parte,  da vida y esperanza  para las  futuras generaciones en el Campo de Borja.  El turismo en esta comarca es una de las industrias incipientes que más fuerte pisa sobre este terreno, buscando ser más competitiva, ofrecer mayor calidad de vida a la población autóctona  y garantizar un producto turístico de calidad a todo aquel que desee descubrir este rincón de Aragón, al pie del Moncayo y surcado por las aguas del Huecha.

La Ruta de la Garnacha, y con el apoyo de la marca  Enoturismo de Aragón, recibe más de 50.000 visitantes al año y su trabajo por el cuidado del entorno y paisaje cultural le ha supuesto el reconocimiento como el “Destino Enoturístico más Sostenible y Responsable “de España.


Más información:
Observatorio del Paisaje Campo de Borja
comunicación@observatoriodelpaisaje.org
Tel. 662 614 505

martes, 12 de junio de 2018

Se solicita la modificación del trazado Camino Jacobeo Castellano Aragonés que pasa por el Campo de Borja

El Camino de Santiago es la mejor opción para aquellas personas que deseen disfrutar de las maravillas de un entorno natural, paisajístico e histórico, además de emprender un viaje espiritual que les permitirá desarrollar un conocimiento más profundo de sí mismos y trabajar en todas aquellas situaciones internas que los estén alejando de lograr su paz interior. Por ello la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha, y atendiendo al Plan de Gestión del Paisaje 2017-2027, se puso manos a la obra, desde el pasado mes de febrero, con el fin de potenciar el tramo del Camino que recorre su territorio junto con la Asociación Amigos del Camino de Santiago de Zaragoza.

Un camino recorrido por miles de peregrinos

La época en que el Camino de Santiago fue recorrido por mayor cantidad de personas fue durante la Edad Media, las personas lo usaban como una de las tres grandes peregrinaciones junto a Roma y Jerusalén.

Con el pasar del tiempo fue un tanto olvidado, sin embargo, en la actualidad ha vuelto a adquirir un gran auge por los incontables beneficios físicos y espirituales que aportan a todo aquel que lo recorre. El Camino de Santiago fue declarado en la década de 1990 por la Unesco como Patrimonio de la Humanidad.

En el año 2004 le fue concedido por la Fundación Príncipe de Asturias el Premio Príncipe de Asturias de la Concordia «como lugar de peregrinación y de encuentro entre personas y pueblos que, a través de los siglos, se ha convertido en símbolo de fraternidad y vertebrador de una conciencia europea».

Son miles las personas que en calidad de peregrinos recorren su trayecto cada año. Durante sus más de mil años de historia ha generado beneficios para quienes lo visitan al igual que para el entorno ya que multiplica los ingresos económicos de la comunidad aledaña dada la cantidad de visitantes que reciben cada mes.

Modificación del trazado actual en el Campo de Borja

Más allá del Camino Jacobeo Francés existen mutitud de variantes que desembocan a esta ruta principal, partiendo de diferentes puntos de nuestra península ibérica. La Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha ha solicitado a la Asociación Amigos del Camino de Santiago de Zaragoza una modificación del trazado del Camino Santiago Castellano Aragonés, una variante que parte desde el Camino Jacobeo del Ebro y que recorre, entre otros territorios, la Comarca Campo de Borja.

Los motivos expuestos en el documento enviado atienden a las siguientes necesidades:

Realzar aquellos enclaves paisajísticos más destacables de la Comarca Campo de Borja.

Evitar aquellos puntos del territorio en el que existen afecciones negativas en el paisaje por diversos impactos, casi todos ellos relacionados con escombreras o pasos muy cercanos a las mismas.

Optimizar el uso de la red de senderos comarcales PR (y en un futuro Senderos Turísticos de Aragón) dando paso al Camino de Santiago en aquellos tramos que ambos (PR y Camino Jacobeo) estén muy próximos el uno del otro.

Optimizar los gastos de mantenimiento y limpieza de los senderos. Anualmente desde Comarca Campo de Borja y Ruta de la Garnacha se hace un mantenimiento de dicha red con un coste anual. Si en buena parte el Camino Jacobeo se beneficiara de esta red se podría garantizar un mantenimiento anual del mismo.

Reducir el excesivo número de rutas senderistas que impide, en muchas ocasiones y posteriormente, su mantenimiento con el riesgo que supone para su usuario e impacto en el paisaje.

Invitar al peregrino a pasar por los municipios más próximos al Camino, facilitando de este modo las etapas así como servicios adecuados a sus necesidades: alojamiento, restauración, alimentación, servicios turísticos, etc.

Sensibilizar e implicar a los municipios por los que pasa el Camino suscitando su interés a un nuevo recurso turístico.

Contribuir a la mejora de la calidad turística del destino del Campo de Borja mediante la contemplación de los siete puntos expuestos anteriormente e incluidos todos ellos en el Plan de Gestión del Paisaje Ruta de la Garnacha EITA 2017-2027.

Contribuir al desarrollo de la sostenibilidad turística del territorio, principal objetivo del Plan de Gestión del Paisaje Ruta de la Garnacha EITA 2017-2027 y del Plan de Actuación de la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha

A la espera de recibir una respuesta a la solicitud de modificación del trazado, la Ruta de la Garnacha continúa trabajando en los tramos actuales que no son motivo de estudio en dicha solicitud al no estar afectados.

El Plan del Camino de Santiago contempla dos años de duración con actuaciones que abarcan desde el mantenimiento y limpieza del trazado; concienciación entre la población y entidades locales del Camino Jacobeo y aspectos vinculados con la promoción del mismo.