viernes, 14 de septiembre de 2018

La Ruta de la Garnacha presenta el plan de trabajo con el que busca la recuperación turística de las bodegas en cerro

La Asociación para la Promoción Turística de La Ruta de la Garnacha, entidad que vela por la gestión del destino turístico de la Comarca Campo de Borja y del producto vinculado al turismo de vino, convocó a lo largo del pasado mes de junio dos mesas de trabajo destinadas a la recuperación, y uso turístico, de un conjunto arquitectónico popular que, en buena parte, define el paisaje cultural del territorio: las bodegas en cerro. Los resultados de ambas mesas se han trasladado en un plan de trabajo de forma que población y actores vinculados al desarrollo del territorio trabajen de la mano y ordenadamente durante los 2 próximos años. 

El Plan de Gestión del Paisaje de la Ruta de la Garnacha Espacio de Interés Turístico de Aragón 2017-2027 contempla la recuperación del patrimonio histórico artístico entre sus líneas de trabajo y objetivos. La aprobación de la Declaración del Paisaje, en julio de 2017, por cada uno de los ayuntamientos del Campo de Borja, Vera de Moncayo y El Buste, compromete al conjunto del territorio a velar por el buen desarrollo y gestión de su paisaje.

Para la ejecución del  “Plan de trabajo de las bodegas en cerro” la Ruta de la Garnacha ha solicitado la Mesa Técnica del Paisaje del Observatorio del Paisaje Campo de Borja (OPCB) ya que, además de ser un miembro, se considera como el único escenario viable y objetivo donde poder desarrollar proyectos donde la ciudadanía, independientemente de a quién represente, puede participar. Por otro lado, el OPCB también jugará un papel fundamental en el asesoramiento y ejecución de buena parte de las acciones previstas.


Líneas de trabajo y estrategias 

El Plan recoge tres líneas estratégicas, y sobre las que se desarrollan un programa de acciones con su correspondiente cronograma: sensibilización en el propio territorio; conservación y mantenimiento mediante procedimientos de la administración e imagen y comunicación.

Bajo estas tres líneas se recogen los siguientes operativos:

1- Implicar a la ciudadanía en el proyecto mediante mesas de trabajo y acciones de sensibilización en los municipios que participen en el proyecto. Su objetivo es que se recupere el valor emocional, cultural e histórico de un legado tan “identificativo” del territorio como son las bodegas en cerro.

2- Búsqueda de un consenso común entre las administraciones locales de forma a garantizar la conservación y protección de las bodegas en cerro. Su objetivo es lograr adecuar las políticas de desarrollo municipal y territorial, mediante ordenanzas  municipales u otras fórmulas administrativas, que velen por el cuidado y respeto del conjunto arquitectónico.

3- Elaborar un documento de “buenas prácticas” por el que se puedan guiar tanto las entidades locales como los ciudadanos a la hora del mantenimiento y conservación de dicho patrimonio. Su objetivo es disponer de un asesoramiento adecuado en el momento de recuperar, restaurar o mantener una bodega en cerro. Se trata de evitar abusos indiscriminados sobre el patrimonio de las bodegas a la hora de intervenir en ellas, especialmente con materiales nada adecuados o totalmente ajenos a la arquitectura de las mismas. La limpieza, la adecuación de recorridos turísticos en ellos, etc., serán otras de las cuestiones que el manual abordará.

4-   Comunicación de los avances del plan de trabajo, tanto de forma interna entre los socios como medios de comunicación locales, comarcales y autonómicos. Su objetivo es mantener siempre informado a la población, actores estratégicos en el desarrollo del territorio y comunidad aragonesa en general, de cuánto se hace, del tiempo y recursos que se invierten así como de las desviaciones posibles que pueda sufrir el plan.


Ocho municipios al frente

Ainzón, Albeta, Ambel, Borja, Bureta, Fuendejalón, El Buste  y Tabuenca, son los municipios que participaron en las mesas de trabajo abiertas al territorio, convocadas el pasado mes de junio, y que mostraron su apoye e interés en dar continuidad al proyecto por el compromiso y concienciación hacia el conjunto de sus bodegas en cerro. Estos municipios recibirán el Plan a lo largo del mes de septiembre para su conocimiento y revisión.  Será en octubre cuando se convoquen  a los municipios para abordar, y entre otras cuestiones ya expuestas en dicha hoja de ruta, las sugerencias, dudas, etc., que tuvieran del Plan.

La propuesta sigue abierta a todos aquellos municipios integrados en la distinción Espacio de Interés Turístico de Aragón (Campo de Borja, Vera de Moncayo y El Buste), por su paisaje cultural, y que quieran sumarse a la iniciativa, basta con que lo comuniquen a la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha.


Más información
Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha
Contacto: Roberto Regueiro
Tel. 662 614 505

sábado, 1 de septiembre de 2018

El turismo y la actividad cinegética se darán cita en una mesa de trabajo a finales de verano



Desde el pasado año 2014 la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha está trabajando el paisaje como uno de los principales recursos y motores del desarrollo turístico del destino del Campo de Borja, siendo el enoturismo su producto lanzadera. La importancia de la actividad cinegética en el territorio junto con el notable número de practicantes que acoge esta disciplina deportiva hace de este colectivo una entidad con peso en el mantenimiento y conservación de un recurso estratégico y compartido entre dos sectores económicos.


Tras la firma y aprobación de la Declaración del Paisaje por cada uno de los ayuntamientos de la Comarca  Campo de Borja, Vera de Moncayo y El Buste (municipios que conforman la distinción de Espacio de Interés Turístico de Aragón) donde se comprometen a colaborar y trabajar por el buen desarrollo  del Plan de Gestión del Paisaje de la Ruta de la Garnacha Espacio de Interés Turístico de Aragón 2017-2027, el turismo busca estrategias con aquellos colectivos donde su principal lugar de actuación sea el paisaje y de este modo proceder al trabajo conjunto para su conservación.

El paisaje, un nexo de unión 
La Organización Mundial del Turismo, incluye la actividad cinegética dentro de la familia de productos vinculados al turismo deportivo y de naturaleza. La caza en ocasiones se encuentra socialmente cuestionada y genera un intenso debate social. Sin embargo es una actividad muy extendida en el planeta, generando ingresos económicos y creación de empleo en los territorios; además de ayudar al mantenimiento sostenible del medio, y a la conservación de especies. Además más concretamente a nivel nacional, fija población al medio rural, reduce la siniestralidad agrícola y minora los accidentes provocados por especies cinegéticas.

La Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha, el colectivo de cazadores comarcal, y el asesor técnico veterinario de la Real Federación Española de Caza, D. Nicolás Urbani se reunirán el próximo día 28 de septiembre en el Observatorio del Paisaje Campo de Borja, lugar donde y por mediación de su Mesa Técnica del Paisaje, se buscan consensos, acuerdos, colaboraciones… que vayan en el correcto camino de cumplimiento del Plan del Paisaje, elaborado por la población tras un proceso de participación en 2017.

Acciones a trabajar
El desarrollo turístico del territorio y el hecho de compartir un recurso común, como es el paisaje, con los cazadores ha motivado, por primera vez en la comarca, un encuentro profesional de ambas actividades buscando el asentamiento de consensos que faciliten el desarrollo y práctica de éstas, así como garantizar la sostenibilidad del medio en el que actúan.
Aunque ésta es la primera de otras posibles mesas que podrán venir, de momento se expondrán algunas acciones a desarrollar que implican la colaboración voluntaria de los cazadores. Éstas serían:

Actuar como observadores del territorio 
Teniendo en cuenta que buena parte del año recorren y actúan en el paisaje distinguido como Espacio de Interés Turístico de Aragón, se solicitará su colaboración a la hora de detectar y posicionar posibles incidencias en el paisaje (acumulación de residuos, estado de los senderos, detección de malas prácticas en el paisaje,  informar sobre la presencia de especies invasoras, y alertar problemas sanitarios en la fauna silvestre, etc.)

Retirada de residuos menores
Se solicitará la colaboración a la hora de retirar residuos de poca importancia y que puedan detectar a lo largo de su jornada de actividad cinegética. Además de concienciar sobre la correcta gestión de los residuos generados por la propia actividad cinegética (vainas, etc…). Con ello se trata de no desplazar medios de propio, con el coste que implica, para retirar basuras del entorno de poca importancia y volumen fácilmente transportables en los vehículos que habitualmente disponen adaptados las pistas (4x4).

Eliminación de la señalización antigua y obsoleta
Dentro de la nueva actuación de la Ruta de la Garnacha, junto con el Observatorio del Paisaje Campo de Borja y la Asociación Rural Sierra del Moncayo, en la que se revisará la señalización del territorio instando a sus promotores a restaurarla o retirarla en caso de estar en mal estado o bien haya acabado su vida útil, se solicitará a al colectivo de cazadores su colaboración al mismo efecto y con su propia señalización.

Búsqueda de estrategias comunes donde las actividad turística pueda adaptarse a la actividad cinegética
En ocasiones, el utilizar un mismo medio para llevar a cabo la actividad turística  y la cinegética podría suponer un riesgo para la seguridad física de las personas. Por ello se ofrecerá el estudiar estrategias que permitan conocer con suficiente antelación actividades venatorias como batidas de caza mayor, etc., y evitar que  los usuarios que practiquen otras actividades en la naturaleza entorpezcan la jornada de caza minimizando los riesgos de accidente. Estas soluciones ya se están desarrollando en otros territorios cuya actividad turística es notable y facilitar la convivencia de dos sectores de peso. Buena parte de estas soluciones pasan por las mesas de trabajo entre sectores, las nuevas tecnologías, apps, etc., que vuelcan la información en tiempo real.

Si practicas la caza y deseas participar en el encuentro con tus propuestas y sugerencias puedes inscribirte en gerencia@larutadelagarnacha..es o comunicacion@observatoriopaisaje.org

viernes, 17 de agosto de 2018

La señalización ubicada en el paisaje de La Ruta de la Garnacha declarado Espacio de Interés Turístico de Aragón se somete a una profunda revisión

El Observatorio del Paisaje Campo de Borja, la Asociación Rural Sierra del Moncayo y la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha liderarán esta acción que pretende mejorar uno de sus recursos estrella: el paisaje 

Un exhaustivo inventario del estado de la señalización, sea o no turística, será entregado a las administraciones competentes, buscando su reposición o bien su definitiva eliminación.


En la actualidad el territorio acoge diferentes tipologías de señales constatándose, en muchos casos, su deterioro  y obsolescencia afectando negativamente a la imagen del destino turístico.

Borja, 16 de agosto de 2018 – El Observatorio del Paisaje Campo de Borja del que forman parte como socios, y entre otros, La Asociación Rural Sierra del Moncayo y la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha se han comprometido a iniciar una de las acciones que recoge el Plan de Gestión del Paisaje Ruta de la Garnacha Espacio de Interés Turístico de Aragón (EITA) 2017-2027: la homogeneización de la señalética del territorio así como la eliminación de aquellas señales en mal estado, anticuada y en desuso.
Esta acción busca la mejora de la calidad turística, entendiendo que el paisaje y su perfecto estado contribuye a ello.

Actualmente son muchos los municipios que albergan algún tipo de señalización que ya no tiene efecto alguno y que sin embargo se ha quedado ahí, en el mismo paisaje, sin que nadie se preocupe de su retirada. Por otro lado son también varios los municipios que por actos vandálicos, falta de  mantenimiento, etc., trasladan  una  negativa  imagen del destino lo que, a simple vista y desde el punto de vista del visitante, transmite una sensación de “dejadez” que no ayuda a la mejora del destino y su calidad. Entendemos por calidad turística al conjunto de acciones que velan por atender las expectativas y necesidades del visitante dando respuesta a las mismas.

Una señalización en mal estado (o en desuso) no responde a las necesidades del visitante, puesto que no aporta la información correcta y necesaria, además de afectar de forma negativa al paisaje. En buena parte, especialmente la que está en desuso, se ha de considerar como un residuo y como tal debería retirarse.

Un inventario pondrá sobre la mesa el estado actual de las señales en el destino

Estas tres entidades elaborarán un inventario de aquella señalización, sea cual sea su tipología, que necesite de una intervención inmediata recogiéndose desde su propiedad hasta su estado, ubicación, función, etc. Tras el inventario se redactará un informe dirigido a sus respectivos propietarios en el que se les indicará el compromiso del territorio por la gestión, conservación y protección del paisaje, plasmada en la Declaración del Paisaje pactada y ratificada en sesión comarcal y  de pleno por los 20 municipios EITA en 2017, y sus objetivos. Ello conllevará una petición explícita y concreta por parte  del Observatorio del Paisaje Campo de Borja: la eliminación de la señalización, si está en desuso, o bien su restitución en caso de ser de interés.

Al igual que los senderos que recorren el paisaje de interés turístico de La Ruta de la Garnacha (18 municipios de la Comarca Campo de Borja más Vera de Moncayo y El Buste) tienen unos promotores y están obligados a su mantenimiento, lo mismo debe suceder con la señalización.

Para ello el OPCB se reunirá, y entre otros, con la Dirección General de Ordenación del Territorio buscando su colaboración a la hora de contactar con aquellas administraciones públicas promotoras de ciertas señales, trasladando los objetivos de estas acción y, por lo tanto, su responsabilidad y cooperación en la puesta a punto de la señalización ubicada en el destino.

El compromiso del territorio por su paisaje cultural

En el marco del Año Internacional del Turismo Sostenible para el Desarrollo declarado por la Asamblea General de las Naciones Unidas (2017), la Comarca Campo de Borja celebró un proceso participación ciudadana en el territorio y cuyo debate principal fue la puesta en valor, conservación y mantenimiento del paisaje cultural distinguido como “Espacio de Interés Turístico de Aragón”.

El proceso de participación impulsó una hoja de ruta conocida como Plan de Gestión del Paisaje Ruta de la Garnacha EITA y cuya duración contempla 10 años, hasta el 2027, con un total de 170 acciones.

El Plan se estructura en tres ejes estratégicos:

1º Sensibilización y comunicación, cuyo objetivo es contribuir activamente a la conservación del paisaje (natural y cultural), contribuyendo de este modo a una mejora de la calidad de vida de la población local y de la calidad turística del destino.

2º Conservación y protección, cuyo objetivo es implicar a los organismos político-administrativo en lograr una regulación que vele por la ordenación, gestión, mantenimiento y conservación del paisaje cultural por igual en el conjunto de los municipios EITA.

3º Imagen y promoción, cuyo objetivo es lograr una imagen del destino común a las 20 municipios EITA, logrando posicionar el territorio a un segmento de público determinado: respetuoso con el patrimonio cultural y paisajístico; amante de la naturaleza y del deporte; y de los productos locales (gastronomía y cultura del vino).

Por la sostenibilidad de la industria turística

Actualmente, el desarrollo y gestión del destino del Campo de Borja, vía Ruta de la Garnacha,  se está traduciendo en un aumento de visitantes y una especial sensibilización hacia el entorno y el medio  que, en buena parte,  da vida y esperanza  para las  futuras generaciones en el Campo de Borja.  El turismo en esta comarca es una de las industrias incipientes que más fuerte pisa sobre este terreno, buscando ser más competitiva, ofrecer mayor calidad de vida a la población autóctona  y garantizar un producto turístico de calidad a todo aquel que desee descubrir este rincón de Aragón, al pie del Moncayo y surcado por las aguas del Huecha.

La Ruta de la Garnacha, y con el apoyo de la marca  Enoturismo de Aragón, recibe más de 50.000 visitantes al año y su trabajo por el cuidado del entorno y paisaje cultural le ha supuesto el reconocimiento como el “Destino Enoturístico más Sostenible y Responsable “de España.


Más información:
Observatorio del Paisaje Campo de Borja
comunicación@observatoriodelpaisaje.org
Tel. 662 614 505

martes, 12 de junio de 2018

Se solicita la modificación del trazado Camino Jacobeo Castellano Aragonés que pasa por el Campo de Borja

El Camino de Santiago es la mejor opción para aquellas personas que deseen disfrutar de las maravillas de un entorno natural, paisajístico e histórico, además de emprender un viaje espiritual que les permitirá desarrollar un conocimiento más profundo de sí mismos y trabajar en todas aquellas situaciones internas que los estén alejando de lograr su paz interior. Por ello la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha, y atendiendo al Plan de Gestión del Paisaje 2017-2027, se puso manos a la obra, desde el pasado mes de febrero, con el fin de potenciar el tramo del Camino que recorre su territorio junto con la Asociación Amigos del Camino de Santiago de Zaragoza.

Un camino recorrido por miles de peregrinos

La época en que el Camino de Santiago fue recorrido por mayor cantidad de personas fue durante la Edad Media, las personas lo usaban como una de las tres grandes peregrinaciones junto a Roma y Jerusalén.

Con el pasar del tiempo fue un tanto olvidado, sin embargo, en la actualidad ha vuelto a adquirir un gran auge por los incontables beneficios físicos y espirituales que aportan a todo aquel que lo recorre. El Camino de Santiago fue declarado en la década de 1990 por la Unesco como Patrimonio de la Humanidad.

En el año 2004 le fue concedido por la Fundación Príncipe de Asturias el Premio Príncipe de Asturias de la Concordia «como lugar de peregrinación y de encuentro entre personas y pueblos que, a través de los siglos, se ha convertido en símbolo de fraternidad y vertebrador de una conciencia europea».

Son miles las personas que en calidad de peregrinos recorren su trayecto cada año. Durante sus más de mil años de historia ha generado beneficios para quienes lo visitan al igual que para el entorno ya que multiplica los ingresos económicos de la comunidad aledaña dada la cantidad de visitantes que reciben cada mes.

Modificación del trazado actual en el Campo de Borja

Más allá del Camino Jacobeo Francés existen mutitud de variantes que desembocan a esta ruta principal, partiendo de diferentes puntos de nuestra península ibérica. La Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha ha solicitado a la Asociación Amigos del Camino de Santiago de Zaragoza una modificación del trazado del Camino Santiago Castellano Aragonés, una variante que parte desde el Camino Jacobeo del Ebro y que recorre, entre otros territorios, la Comarca Campo de Borja.

Los motivos expuestos en el documento enviado atienden a las siguientes necesidades:

Realzar aquellos enclaves paisajísticos más destacables de la Comarca Campo de Borja.

Evitar aquellos puntos del territorio en el que existen afecciones negativas en el paisaje por diversos impactos, casi todos ellos relacionados con escombreras o pasos muy cercanos a las mismas.

Optimizar el uso de la red de senderos comarcales PR (y en un futuro Senderos Turísticos de Aragón) dando paso al Camino de Santiago en aquellos tramos que ambos (PR y Camino Jacobeo) estén muy próximos el uno del otro.

Optimizar los gastos de mantenimiento y limpieza de los senderos. Anualmente desde Comarca Campo de Borja y Ruta de la Garnacha se hace un mantenimiento de dicha red con un coste anual. Si en buena parte el Camino Jacobeo se beneficiara de esta red se podría garantizar un mantenimiento anual del mismo.

Reducir el excesivo número de rutas senderistas que impide, en muchas ocasiones y posteriormente, su mantenimiento con el riesgo que supone para su usuario e impacto en el paisaje.

Invitar al peregrino a pasar por los municipios más próximos al Camino, facilitando de este modo las etapas así como servicios adecuados a sus necesidades: alojamiento, restauración, alimentación, servicios turísticos, etc.

Sensibilizar e implicar a los municipios por los que pasa el Camino suscitando su interés a un nuevo recurso turístico.

Contribuir a la mejora de la calidad turística del destino del Campo de Borja mediante la contemplación de los siete puntos expuestos anteriormente e incluidos todos ellos en el Plan de Gestión del Paisaje Ruta de la Garnacha EITA 2017-2027.

Contribuir al desarrollo de la sostenibilidad turística del territorio, principal objetivo del Plan de Gestión del Paisaje Ruta de la Garnacha EITA 2017-2027 y del Plan de Actuación de la Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha

A la espera de recibir una respuesta a la solicitud de modificación del trazado, la Ruta de la Garnacha continúa trabajando en los tramos actuales que no son motivo de estudio en dicha solicitud al no estar afectados.

El Plan del Camino de Santiago contempla dos años de duración con actuaciones que abarcan desde el mantenimiento y limpieza del trazado; concienciación entre la población y entidades locales del Camino Jacobeo y aspectos vinculados con la promoción del mismo.

domingo, 3 de junio de 2018

La Ruta de la Garnacha da el primer paso hacia la recuperación de las bodegas en cerro como recurso de interés turístico

La Asociación para la Promoción Turística de La Ruta de la Garnacha, entidad que vela por la gestión del destino turístico de la Comarca Campo de Borja y del producto vinculado al turismo de vino, convocará a lo largo del mes de junio dos mesas de trabajo destinadas a la puesta en valor de un conjunto arquitectónico popular que, en buena parte, define el paisaje cultural del territorio: las bodegas en cerro.



Se convoca al conjunto de la población

La Ruta del Vino de La Garnacha (Enoturismo de Aragón y Rutas del Vino de España) invitará al conjunto del territorio, actores políticos, económicos y sociales (incluidos los ciudadanos de forma particular), a manifestar las impresiones e inquietudes sobre un elemento tan singular de su patrimonio cultural.

En este primer encuentro se solicitará a los asistentes que manifiesten qué es lo que les preocupa de las bodegas en cerro, si consideran que ha de mejorarse el estado de las mismas, qué medidas contemplan que puedan ir dirigidas a preservar un legado cultural único y propio de la memoria de este territorio, etc.

En busca de un consenso que garantice la conservación de las bodegas

Esta mesa de trabajo será la gran antesala de una segunda convocatoria que a finales del mes de junio se lanzará a las entidades locales, ayuntamientos y Comarca, y cuyo objetivo será obtener el consejo técnico del Observatorio del Paisaje Campo de Borja en materia de conservación y protección del patrimonio mencionado, junto con las impresiones del conjunto de la ciudadanía (recopiladas en la primera convocatoria) y los informes realizados a lo largo del año por La Ruta de la Garnacha en el mantenimiento y limpieza del entorno de las bodegas. La finalidad de esta mesa será alcanzar un grado de compromiso mínimo por parte de aquellos municipios que quieran poner en valor dicho legado, como recurso turístico y elemento de mejora del entono de sus municipios, y conservar su patrimonio cultural mediante fórmulas administrativas adecuadas. La Ruta busca dinamizar el conjunto de las bodegas de forma que a medio plazo se conviertan en un atractivo de la industria turística.

El Observatorio del Paisaje Campo de Borja ofrecerá el asesoramiento técnico

Para la celebración de dichas convocatorias La Ruta de la Garnacha solicitará la disposición de la Mesa Técnica del Paisaje del Observatorio del Paisaje Campo de Borja (OPCB), como miembro adherido que es, junto con la contratación de sus servicios para la ejecución y asesoramiento técnico del encuentro. Será D. Vicente Chueca,  actual presidente del Instituto Aragonés de Antropolgía y socio del OPCB, quien coordinará y asesorará ambas mesas de trabajo.

El Plan de Gestión del Paisaje de la Ruta de la Garnacha Espacio de Interés Turístico de Aragón 2017-2027, liderado por la Comarca Campo de Borja, contempla esta acción entre sus líneas de trabajo y objetivos. La aprobación de la Declaración del Paisaje, en julio de 2017, por cada uno de los ayuntamientos del Campo de Borja, Vera de Moncayo y El Buste, compromete al conjunto del territorio a trabajar por el buen desarrollo del plan citado.

Primera mesa de trabajo: 13 de junio, a las 19:00 hrs en la sede del Observatorio del Paisaje (edificio Comarca Campo de de Borja. Calle Nueva, 6. Borja). Requiere de inscripción en info@larutadelagarnacha.es (teléfono de contacto, nombre, apellidos y, en caso de representar a alguna entidad, denominación de la misma).

Segunda mesa de trabajo, exclusiva a entidades locales (ayuntamientos y Comarca): 19 de junio, a las 18.00 hrs en la sede del Observatorio del Paisaje (edificio Comarca Campo de de Borja. Calle Nueva, 6. Borja).



Más información:

Asociación para la Promoción Turística de la Ruta de la Garnacha

info@larutadelagarnacha.es

Tel. 662 614 505

Elaborado el manual de comunicación del paisaje de la Ruta de la Garnacha, declarado Espacio de Interés Turístico de Aragón


El manual pretende ser una guía para aquellas personas que, al frente de sus entidades, deban atender cuestiones de comunicación vinculadas al trabajo y proyecto del paisaje en el Campo de Borja y Ruta de la Garnacha, actualmente declarado por el Gobierno de Aragón como  Espacio de Interés Turístico de Aragón. Al ser un proyecto supramunicipal en el que se incluyen 20 municipios es necesario establecer una “comunicación estándar  que identifique a todos por igual y transmita la información de forma clara, precisa y transparente.


La imagen del territorio parte desde algo tan sencillo como la forma de comunicar y el contenido de dicha comunicación. Es el medio por el que el conjunto de la sociedad percibirá, de un modo u otro y según se comunique, el esfuerzo, trabajo, ilusión y dedicación de un territorio que se ha comprometido a trabajar por la sostenibilidad del mismo: social, económico, cultural y mediambiental.

Esto nos hace recapacitar y hemos de ser responsables con las consecuencias que puede generar una información erróneamente dada, poco estructurada e incluso no veraz, pese a las buenas intenciones de los comunicadores. Es por ello que el presente manual busca facilitar a aquellas personas no profesionales en el campo de la comunicación y en la materia que atañe, el paisaje, y al frente de la entidad en la que desarrollan su ejercicio profesional, una información detallada y propia de un dossier de prensa al igual que un compendio de recomendaciones a la hora de volcar contenidos en los diferentes soportes para ello, desde los medios de comunicación hasta la comunicación destinada a la señalización turística en el territorio.

En los próximos días las entidades locales, empresas y asociaciones del territorio recibirán el manual que, tras un periodo de tiempo establecido para sugerencias, correcciones, etc., será el documento guía por el que deberá regirse y consultar cada vez que se deba compartir una comunicación vinculada al Espacio de Interés Turístico de Aragón.

La aprobación del Plan de Gestión del Paisaje Ruta de la Garnacha Espacio de Interés Turístico de Aragón 2017-2027 y la aprobación de la Declaración del Paisaje por cada uno de los ayuntamientos del Campo de Borja, Vera de Moncayo y El Buste, compromete al conjunto del territorio a trabajar por el buen desarrollo del plan citado.

martes, 17 de abril de 2018

El Hayedo del Moncayo entrará en el catálogo de 'Arboleda Singular'

El Catálogo de Árboles y Arboledas Singulares de Aragón incorporará el Hayedo del Moncayo, uno de los bosques de hayas más meridionales de Europa gracias a las características climáticas de esta montaña.

El Gobierno de Aragón continúa estudiando la dinámica y ecología de otros bosques maduros susceptibles de una protección futura, en Guara y Ordesa, informa en una nota de prensa el Ejecutivo.

En el catálogo, según la regulación de Ley, pueden ser incluidos aquellos ejemplares o formaciones vegetales, entendidas como grupos de árboles, que merezcan un régimen de protección especial por presentar características que les confieren un elevado valor como patrimonio natural.

Los siguientes aspectos con los que deben estar relacionados son: posesión, en el contexto de su especie, de tamaño, forma, edad o particularidades científicas excepcionales; rareza por número o distribución, así como por las particularidades de su desarrollo o su ubicación; interés científico, cultural, histórico o social relevante.

Fuente: El Heraldo de Aragón